JetSmart suma un avión y pide más espacio en Aeroparque

0
47
jetsmart-suma-un-avion-y-pide-mas-espacio-en-aeroparque

La compañía low cost JetSmart anunció la incorporación de un nuevo avión y el aumento a partir de mayo de frecuencias en 12 de sus 17 rutas dentro de Argentina. 

Por el momento, la estrategia de la aerolínea se centrará solo en la ampliación de horarios. Hasta que no exista un panorama más claro en cuanto a bandas tarifarias y no se resuelva algunas diferencias con las autoridades nacionales, la firma no sumará nuevos recorridos.

Víctor Mejía, Chief Commercial Official de la compañía, explicó que el escenario en Argentina está lejos de ser el ideal. “A nivel general (considerando su actividad en otros países) logramos una recuperación del 160% en relación a 2019, antes de la llegada del Covid. En Argentina, en cambio, solo hemos recuperado el 64% de nuestros vuelos”, señaló.

El nuevo avión, un Airbus A320 con la matrícula LV KDP es el sexto de la flota de la empresa en el país. Todos los aviones operan desde el Aeroparque metropolitano, pero JetSmart dispone de espacios para que pernocten sólo cuatro. El quinto avión, y ahora el sexto, deben pernoctar en el aeropuerto de Ezeiza.

JetSmart es propiedad del fondo de inversión estadounidense Indigo Partners y de la aerolínea American Airlines. Opera en el mercado de cabotaje local desde comienzos de 2019. 

Las nuevas frecuencias

Según informaron desde la compañía, una de las rutas que tendrá mayor frecuencia es la que corresponde al tramo entre Buenos Aires y Bariloche, que sumará un vuelo semanal, llegando a 20 en total cada siete días.

También se sumará una frecuencia a la ruta entre Buenos Aires y Corrientes y una al recorrido entre Buenos Aires y Córdoba. A su vez, habrá dos vuelos más por semana de los vuelos Buenos Aires-Iguazú y Buenos Aires-Mendoza.

La ruta entre Buenos Aires y Jujuy sumará también dos frecuencias, pasando de las dos actuales a cuatro cada siete días; Posadas sumará una frecuencia y Salta dos.

A su vez, se sumarán dos frecuencias entre Buenos Aires y Tucumán, y habrá una frecuencia más entre Salta y Neuquén, pasando de dos a tres semanales.

Entre Bariloche y Córdoba había dos frecuencias semanales en temporada alta. Luego, la empresa dejó de volarla, pero desde mayo volverán a la frecuencia de dos vuelos por semana y en junio llegará a tres. Finalmente se incrementará de tres a cinco los vuelos entre Buenos Aires y Comodoro Rivadavia.

“Actualmente, contamos con mucha demanda en los vuelos de cabotaje, por lo que sumar más frecuencias a nuestras rutas para que más gente pueda volar nos parece la mejor opción. Además, con esta incorporación, alcanzaríamos aproximadamente los 1.000 vuelos mensuales”, comentó Gonzalo Pérez Corral, gerente general de la compañía.

Las trabas al mercado

Mejía aseguró desde el Gobierno manifiestan que no hay espacio en Aeroparque para sus aviones. “Es el destino preferido para los vuelos domésticos y eso de alguna manera está restringiendo el crecimiento que estamos buscando. Hay cercanía en cuanto a diálogo, pero no hemos destrabado el conflicto”, aclaró el jefe comercial de la empresa.

Pérez Corral comentó que, ademá, a JetSmart no se le permite el uso de las mangas en Aeroparque. “Es algo que estamos dialogando. Estamos pidiendo su uso, pero no hemos podido acercar posiciones con las autoridades. No estamos planteando quitar las mangas a nadie, sino utilizarlas cuando están libres”, apuntó.

Los directivos reiteraron su rechazo a la regulación de las tarifas que dispuso el Gobierno a fines del año pasado, a través del decreto 879/2021, que re instaura tarifas máximas y mínimas para los vuelos de cabotaje.

“Manejamos mucha cautela con el decreto. El restablecimiento de las bandas tarifarias también viene con otros condimentos. Estamos muy atentos a conocer la instrumentación, pero ya fuimos muy enfáticos manifestando en que no estamos de acuerdo con las nuevas regulaciones, que a fin de cuentas terminan perjudicando a los pasajeros”, declaró Pérez Corral.

La normativa estableció un plazo de 180 días para la publicación de las nuevas bandas tarifarias por parte del Ministerio de Transporte. Una vez que eso ocurra (el plazo vence en junio), las empresas que operan en el país tendrán que ajustarse a esos valores, sin excepción.

El temor por parte de JetSmart y las demás compañías lowcost, es que los nuevos precios les impidan llevar adelante su negocio, que es precisamente lograr un alto porcentaje de ocupación en sus vuelos a través de pasajes con valores accesibles.

“Por otro lado, está el tema de la regulación del sistema de rampas”, agregó Pérez Corral. “Se derogó la desregulación del mercado y mantuvo a Intercargo como único oferente. Queremos entender cómo va a ser el establecimiento de tarifas justas”.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA